lunes, 25 de abril de 2011

De como sería mi vida si me animara.

La mañana es hermosa cuando salgo de la vivienda que ocupo. Algunos amanecieron antes para disfrutarla desde más temprano. Los más responsables ya están labrando la tierra o tejiendo chalecos para todos. Los demás todavía nos demoramos con la belleza de las sierras argentinas. Ella me espera en la mesa de piedra con el fuego prendido y el agua caliente. La saludo con un beso y me siento a su lado. Somos demasiado felices. En dos horas empiezan los talleres de aprendizaje comunitarios y con ellos la clase de teoría musical que yo ofrezco. Me quedaba repasar unos puntos antes del comienzo. Pero eso no me preocupa. Solo me importa entregarme a la mañana. Entregarme al Sol y a la gente de mi pueblo. Entregarme a mi mismo la mejor mañana de lo que va de mi vida, sabiendo con certeza que la siguiente será mejor aún.

7 comentarios:

Eleanor Rigby dijo...

mesa de piedra improvisada y el te de la mañana. Yo quiero.

virgivisor dijo...

gracias a usted por su devolución!

eso que leyó, es mitad mío, mitad de mi mitad (no somos lesbianas, no. es mi hermana de corazón)

muy lindo lo que cuenta y cómo lo hace. fue como huir un ratito, pero encontrar un refugio de letras e imágenes muy pero muy acogedor.

saludos!

y gracias por el viaje :)

F dijo...

Compartismo lo mismo, cada tanto me detengo a pensar en eso y el tiempo se paraliza. Lo cómico es que me dejaste pensando y tengo que salir a tomarme el bondi para ir a la facultad.

F dijo...

Me voy a meter en tu bolso, sabelo.

mflorencia dijo...

animate.
(aunque a veces el sol quema)

Martin McFly dijo...

acordate que el finde largo voy a andar por ahi de visita!

un abrazo!

Daiana dijo...

Ahora entiendo todo!